lunes, 9 de septiembre de 2013

Un mundo natural

Por fín un día sucedió. Las personas se convirtieron en desperdicios humanos, en buscadores de objetos, sin recuerdos ni esperanzas, llenos de indiferencia.
Y los niños se negaron a nacer.

Ahora el cielo es el mismo, las mismas nubes, las mismas tormentas y los mismos vientos...... que lo arrastran todo consigo, llevándose las últimas ruinas y vestigios humanos.


bunker de la segunda guerra mundial en playa de las landas

tres bunkers de la segunda guerra mundial abandonados en playa

plano general de bunker semienterrado en playa de las landas

bunker semienterrado pintado con graffitis en playa de las landas

bunker de segunda guerra mundial a orillas del mar en las landas

detalle de bunker semienterrado en playa de las landas

detalle de bunker enterrado en playa de las landas

Si te ha gustado, te gustará
La playa de los búnkers olvidados

18 comentarios:

  1. Te has salido!!

    Postazo que me recuerda al Planeta de los simios.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Abel, no sabes el subidón que me da.

      Eliminar
    2. las fotos son tuyas???
      y el texto???

      Eliminar
    3. Las fotos son mías, este lugar es Labenne, Francia, y son los restos de bunkers de la segunda guerra mundial.
      El texto es parte mío y parte de Paul Auster y de su libro El país de las últimas cosas.

      Eliminar
  2. ¡¡¡Me encanta Kristina!!! ¡Menudas fotos!

    :):):):):)

    ResponderEliminar
  3. ¡¡¡Bbbuuufff!!! Una atmósfera perturbadoramente magnética.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esa era mi intención Josep, me gusta el tema apocalíptico.

      Eliminar
  4. Pues estoy con el Profesor, te has salido. Son una maravilla. Besos y enhorabuena.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Doll, da gusto publicar lo que te gusta y que además lo valoreis tanto.

      Eliminar
  5. Me encanta, todo un sueño,...el bunker de la humanidad,enterrado por la arena...
    Genial, un trabajo estupendo Kristina

    ResponderEliminar
  6. Gran trabajo Kris.
    El peso de la historia sobre esas construcciones carga la atmósfera de manera perturbadora como comenta Josep.
    A mí me han recordado a una serie de documentales que se titula "la vida sin nosotros", a lo mejor te gustan!

    Un abrazo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Juan, me apunto el nombre de la serie, sólo el título ya me gusta :)

      Eliminar
  7. Genial, esa atmósferame me gusta especialmente por su significado y fuerte misantropía
    La serie tal vez sea un adelanto de lo que nos espera.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esta es mi atmósfera favorita, me alegra de que te haya llegado.

      Eliminar
  8. Realmente es alucinante todo lo que haces Kristina. Qué mundo más rico y vivo hay en tu interior. Qué gozada. Los bunkers me han recordado -tienes la rara capacidad de evocar muy buenos recuerdos de mi vida- un paseo al lado del mar que conocerás bien. La zona de los acantilados en Hendaia, la zona de Domaine d'Abbadie. Precioso todo. Zorionak.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eskerrik asko Carlos. Como bien dices, conozco esos acantilados y esas playas, me encanta la costa de iparralde, y lo que más me gusta son sus atardeceres cuando el sol se esconde detrás del mar.
      Saludos

      Eliminar